29 de enero de 2013

CAPITULO 18


*Narra Sonia*

En los pocos días que llevábamos juntos, Tami, Amy, Cristian y Álvaro me habían caído genial pero no me llevaba demasiado bien con Lucía. Éramos muy distintas y había algo en ella que me daba mala espina.

-¿Qué han dicho esta vez? –preguntó Cristian cuando salieron Tami y Álvaro.

-Más de lo mismo. Tiene que seguir observando a ver si consigue mover los dedos o un músculo o algo y si siente algo –explicó Tamara con una mueca.

-Bueno, no os preocupéis –les animó Amy mientras Lucía estaba ensimismada.

-Entonces… -comentó Alex -¿No vamos a ir de vacaciones?

-Claro que sí –exclamó rápido Álvaro- No quiero que dejemos de hacer cosas por mi culpa.

-Pero… -Tami iba a decir algo pero él le tapó la boca.

-No digas nada. Estoy bien.

Tami intentaba hablar pero solo hacía ruido y finalmente mordió la mano a Álvaro este la soltó y la persiguió como pudo. En estos pocos días, me había dado cuenta de la relación que tenían y muchas veces les envidiaba. 

Una vez en casa nos sentamos para decidir a dónde iríamos. 

-¿Y si vamos a Italia? –repetía Amanda con ilusión.

-Yo prefiero en España –se quejó Lucía.

-Qué negativa estás hoy –dijo Cristian quitándome las palabras de la boca.

-¿Por qué dices eso? –gritó malhumorada.

-Ves, por esto entre otras razones, ya no podemos hablar contigo sin que grites.
 
-Eh, chicos, tranquilizaos –puso orden Tami.

Lucía murmuró algo y se fue a su habitación. Cuando se marchó Cristian resopló y se recostó en el sofá cerrando los ojos.

-Bueno, ya seguiremos con esto más tarde, mejor –dijo Alex mientras se levantaba –Vamos a hablar con ella, chicas.

-Id vosotras, luego voy yo –dije, no quería subir para ver como seguía quejándose.

Las chicas subieron y yo me quedé ahí con los chicos.

-¿Por qué no quieres subir? ¿Qué te pasa? –preguntó Álvaro acercándose con la silla.

-Pues, sinceramente, no me cae bien Lucía.

-A mí me está empezando a cabrear, ya estoy harto –murmuró Cris desde el sofá.

-Bueno, pero ya sabéis que su carácter es difícil –Álvaro intentaba disculparla pero aun así no me caía nada bien.

*Narra Niall*

Tenía muchas ganas de decírselo a los chicos pero Ethan, Louis y yo habíamos quedado en que sería una sorpresa. No paraban de preguntar una y otra vez que qué era la “sorpresa” y yo no me pude aguantar más. Esperé a que estuviésemos sentados en el jet.
 
-Mira, yo ya no aguanto más, se lo voy a decir –dije levantandome y yendo junto a Liam.

-Noooo, prometimos que sería una sorpresa, vamos, lo llevan pidiendo desde siempre.

-No, quiero decirselo.

-¿Nos lo vais a decir o no? –preguntó ansioso Harold.

-Sí.

-No –respondimos al unísono.

-Qué sí –insistí.

-Es cosa tuya… -dijo Louis dandose por vencido.

-Bien –sonreí –Pues…

Pasaron unos segundos, no me había movido y seguía con una sonrisa esperando a que dijeran algo.

-¡Vamos! ¡Suéltalo ya! –exclamó Zayn mientras daba una palma delante de mi cara.

-Nos vamos… de vacaciones…a……..

-¡Niall! 

-A Marbella a ver a mi familia.

-¿Qué? ¿En serio? –gritó Harry mientras saltaba sobre Louis –Y no nos lo queríais decir.

Y eso no era todo pero prefería no decirles que antes haríamos una paradita…

*Narra Tamara*

Lucía llevaba ya tres días con un humor de perros y además se peleaba con Cristian casi todos los días. Subimos tras ella pero al llegar allí les dije a Alex y Amy que se fueran y nos dejasen hablar un momento. Llame haciendo un ritmo en la puerta, como yo solía hacer, giré el pomo y abrí. Lucy estaba tumbada bocabajo en la cama.

-Hey, ¿Qué pasa? ¿Por qué discutes así con Cris?

-Es que… No le aguanto, vuelve a hacer lo que hizo hace tres años –dijo sollozando mientras dejaba caer una lágrima por su mejilla.
-¿Qué pasó hace tres años? –pregunté con curiosidad, ambos comentaban algo de vez en cuando pero nunca nos contaron lo que ocurrió y esta podría ser mi oportunidad de enterarme.

*Narra Ethan*

Desde que Niall había explotado y se lo había dicho a los chicos, estos estaban como locos. Por lo que entendí, Niall habla mucho sobre su familia y que le encanta ir allí y ellos siempre habían querido ir y a Niall se le ocurrió llevarles. Hubo un momento que estaban tan felices que se pusieron a cantar una canción inventada y cada uno iba a su bola pero era divertido estar con ellos.

Al cabo de tres cuartos de hora el avión comenzó a descender. Se suponía que aún deberíamos tardar otra media hora. Zayn y Liam dormían plácidamente por lo que no se dieron cuenta, sin embargo Harry, Louis y yo nos pusimos nerviosos.

-¿Qué pasa? –preguntó mi hermano -¿Por qué descendemos?

Niall rió en un murmullo pero no dijo nada, apostaría todo a que era cosa de Niall. El avión paró en tierra y empecé a despertar a Zayn y Liam.

-Cinco minutitos más –suplicaba Liam mientras que Zayn se dedicaba a taparse con una manta y hacer ruiditos similares a ronquidos.

-Vamos chicos, ya hemos aterrizado –dijo Paul señalando hacia la salida.

Los dos dormilones salieron malhumorados mientras Niall sonreía sin parar.
-Esto no es Málaga –se quejó Harry- No tiene esa sensación pringosa que te deja el mar.

-Tú que sabrás Harry –dijo el rubio mientras esperaba para coger su maleta.

Todos le miramos extrañados pero él seguía como en su mundo. Un coche nos llevó hasta un hotel y ahí vi claro donde estábamos. Harry abrió los ojos de par en par mientras que Liam y Zayn se habían vuelto a dormir.

*Narra Cristian*

Amy y Alex bajaron enseguida y un rato después Tami y Lucía. Esta última tenía los ojos enrojecidos de llorar. Por parte me sentía culpable pero no aguantaba su actitud conmigo. Ninguno hablábamos y aquella situación era muy molesta, sabía que alguien tendría que empezar la conversación pero ese no sería yo. Estaba cansado de rebajarme para que Lucía estuviera feliz, siempre era ella la “víctima” fuese verdad o no.

-Sobre el viaje… -comentó Álvaro para sacar un tema.

-Oh vamos, a este paso nunca nos iremos a ningún lado, siempre vamos a acabar discutiendo y nadie va a estar de acuerdo, ha sido una estupidez volver a España –dije marchándome de allí, no era cierto lo que acababa de decir pero estaba muy enfadado.

2 comentarios: